FANDOM


La Doctrina Legitimista, o Principio Legitimista o simplemente conocido como Legitimismo Telt. Es una doctrina de política exterior de la especie Telt fundamentalmente hacía aquellos planetas no colonizados por su especie y hacia otros Imperios espaciales de la Región del Jardín de la Luz. Fue establecida informalmente por el primer Rey de los Telts Yaiteng I, como definición dada para su política personal de recostruir el mapa político de la Región del Jardin tras liberar amplios sectores de su espacio de los Bandidos y Señorios rebeldes Rajyas, extendiendo a otras especies e Imperios el modelo que aplicó en Yarón de devolver los Mundos Natales de la Región ocupados por los Rajyas a sus especies originales, muchas de ellas recientemente liberadas de la esclavitud por el propio Yaiteng y que formaban con él una alianza militar, así como reconstruir sus gobiernos o restablecer a sus gobernantes históricos legitimos siguiendo un principio de seguimiento y restauración de dinastías históricas en el caso de aquellos Imperios con tradición monárquica (busqueda de herederos dinasticos), o de elecciones libres en aquellos con tradición democrática (periodo histórico llamado el Alzamiento de Casas Reales), siempre buscando investigar y ceñirse a la ley histórica de cada pueblo para instaurar gobiernos estables mayoritariamente secundados por sus pueblos y apartar a posibles líderes ambiciosos, inestables o violentos del poder, buscando conseguir el mayor grado de estabilidad política, bienestar social y paz general, así como concediéndoles suministros y ayudas en la terraformación a cambio de establecer acuerdos económicos y militares y el acatamiento por parte de estos Imperios de otros principios políticos telts, buscando así Yaiteng acabar con el continuo bandalidaje, destrucción ecológica e inestabilidad política que continuamente amenazó la paz de la Región durante todo su reinado.

El Legitimismo telt evolucionó mucho a lo largo del reinado de Yaiteng I y más aún con sus sucesores que lo subordinaron a las necesidades de la lucha durante las brutales Guerras Telts-Rajyas, pasando de un mero reordenamiento del mapa estelar a una política claramente intervencionista contra otros gobiernos de la Región que pudieran poner en peligró la supervivencia del Reino Telt en su lucha contra los Rajyas u otras decisiones importantes de sus reyes para la totalidad del Cumulo, durante estos siglos el Reino telt fue duramente criticado por su política firmemente anti-revolucionaria, dando asilo a muchos líderes políticos destronados por sus pueblos u otros organos de su gobierno, e interviniendo incluso militarmente en estos Imperios para restaurarlos en el poder, aunque muchas veces obligando bajo amenaza a estos líderes impopulares a aplicar profundas reformas para reconciliarse con sus pueblos, en función de cual hubiera sido la causa de su expulsión, y en algunos casos en los que les desovedecieron llegando a destituirles personalmente y establecer otro gobierno más popular y obediente, lo que les hizo enemistarse muchas veces tanto con los pueblos de los otros imperios, como con sus oligarquias gobernantes, que llegaron a acusarles equivocadamente de querer tras esta política integrarlos a la fuerza dentro del Reino Telt.

Tras el final de las Guerras Telts-Rajyas y la Guerra Traidora el Reino telt quiso reconciliarse con los otros Imperios de la Región y acabar con la imagen que habían recibido de intervencionastas ilegitimos. Redefiniendo oficialmente el pacifico y legalista Rey Yaiteng III el Principio Legitimista Telt hacia la cooperación y la diplomacia con los otros Imperios de la Región para el beneficio mutuo, pasando a tomar estas decisiones globales sobre política exterior, en vez de en su despacho de gobierno privado, a ante la Corte Real, a la que invitó a embajadores de todos los Imperios vecinos con los que los telts establecieron alianzas y relaciones diplomáticas, también sirvió para la fijación de fronteras en disputa con Imperios exteriores de la Región, como fue el importante Pacto alcanzado con los Imperios Bharats para el establecimiento de gobiernos compartidos en los dos Reinos fronterizos de los Mundos-Puertos del Sur, los cuales para mantener la frontera en paz no serían aliados ni vasallos de telts o Bharats, sino que estarían gobernados por dos monarcas de su propia especie designados uno por el gobierno Telt y otro por el gobierno Bharat, debiendo ambos compartir la política para ser equidistantes con los intereses Telts y Bharats. También fue regulado el asilo político por parte de la Corte Telt hacía gobiernos tanto telts vasallos como aliados amenazados por bandidos, Imperios espaciales rivales o revoluciones, al menos para aquellos gobernantes considerados legítimos por el gobierno telt, para los que antes de intervenir a la fuerza actuaron como Tribunal celebrando conferecias entre las partes enfrentadas para tratar de alcanzar una solución pacifica desde la ley de estos pueblos.

Con el establecimiento de la Confederación o Reino Celestial, el antiguo Principio Legitimista Telt sirvió de base legal para la redacción de las leyes sobre la toma de decisiones del gobierno central hacía los diferentes Pueblos Confederados que ahora integraban la Región unificada políticamente, escribiéndose varios protocolos que lo desarrollaban en profundidad y fueron incluidos en su Código Constitucional, siendo oficialmente la Corte Real, con representantes obligatorios de todos los gobiernos planetarios de la Región y presidida por el Rey Telt, la que lo aplicaría a partir de aquel momento, particularmente para garantizar el cumplimiento de las Leyes Universales por parte de todos los Pueblos integrados en la Alianza y para actuar en común en caso de amenazas internas o externas a estos mismos Pueblos.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.